Este próximo año 2022, muchos nos veremos en la realidad de un retorno a las aulas de clases que podría afectarnos negativamente si no se aplican algunas estrategias de aprendizaje híbrido.

Desde la deserción escolar hasta el bajo rendimiento, pueden ser consecuencias del uso incorrecto del aprendizaje en el período post pandémico pronosticado en el país.

Este proceso representa una responsabilidad compartida entre el docente y el estudiante, donde el primero deberá buscar las herramientas más idóneas para transferir conocimiento y motivar al segundo.

Pero tú como estudiante llevarás el peso de retener esos conocimientos adquiridos utilizando las aplicaciones y recursos disponibles para demostrar las evidencias del aprendizaje.

Es por ello que a continuación te daré algunos consejos pedagógicos prácticos para que puedas entender y aplicar de forma eficiente el aprendizaje híbrido.

1. Aprovecha el tiempo libre

Según el Instituto Tecnológico de Monterrey, la implementación de herramientas tecnológicas para ser aplicadas en procesos educativos, ha dejado un espacio de tiempo disponible que puede ser aprovechado de la siguiente forma:

  • En este periodo de tiempo, puedes crear una interacción más personalizada en las actividades, intercambiando ideas con tus compañeros o compartiendo información.
  • También puedes aprovechar el tiempo extra para consultar tus dudas a los docentes de forma particular y así, evitar cometer errores en las asignaciones dadas.

Tal vez te interese leer -> ¿Qué es la educación híbrida y cuáles son sus ventajas y desventajas?

2. Evita distraerte a la hora de estudiar

Recuerda que el venidero año, se compartirá un tiempo en el espacio físico del aula y otro tiempo de forma virtual. Por ello deben organizar bien ese espacio virtual.

Procura apagar el televisor en el espacio donde recibes la clase. También evita escuchar música a la hora de clase, así como cualquier otro elemento de distracción como videojuegos, revisar el teléfono, etc.

Distraccion a la hora de estudiar

Mantén una iluminación adecuada del espacio para poder ver correctamente la pantalla y los detalles de la clase en cada momento.

Puedes usar audífonos que cubren las orejas, es la mejor opción para estar atento en clase. Los audífonos internos de oreja pueden ser incómodos y a la larga perjudiciales si no se usan correctamente.

3. Aprovecha al máximo la información que esté disponible en internet

El uso de la tecnología permite a todas las personas buscar información y compartirla, pero se puede crear reglas para esta búsqueda de información selectiva.

El aprendizaje híbrido te aportará, la posibilidad de seleccionar diversas fuentes de información para sustentar el contenido de los temas de clase.

Como estudiante puedes complementar la información con diversas fuentes de datos para darle más soporte a la investigación.

Tal vez te interese leer -> Carreras cortas para estudiar y crecer profesionalmente

4. Selecciona las herramientas que mejor se adapten a ti

No todos tenemos las mismas capacidades e intereses a la hora de estudiar algo. Es por ello que el manejo de herramientas debe estar enmarcado en el aprendizaje híbrido.

Puedes enfocarte en las herramientas que te permitan expresar mejor el contenido de la información que te solicita el docente. Algunos somos más visuales y usamos gráficas o láminas coloridas, mientras que otros compañeros utilizan más texto y datos.

Es importante solicitar al docente que permita el uso de diversas herramientas digitales para realizar actividades y así no sentirte desmotivado a la hora de realizar tus deberes.

A veces los docentes hacen uso de herramientas desactualizadas al contexto, por ejemplo, los archivos estáticos de texto como word en vez de un Google Doc que puede ser editado fácilmente desde un navegador.

En algunos casos,  puede pasar que el docente envíe un material en un formato cuyo programa o aplicación no está disponible en el equipo del estudiante.

Por eso es importante que siempre estén comunicados con el docente para que le hagan llegar sus inquietudes y necesidades.

5. Aprovecha el feedback

Es muy fácil perder la atención en clase o distraerse con cualquier cosa cuando se está en modo virtual.

Es común que el docente comience a explicar el tema y termine cuando se acabe el tiempo, dejando solo un vacío de atención y conocimiento.

Por lo tanto, puedes aprovechar ese lapso de tiempo para hacer todas las preguntas, aclarar las dudas y validar lo aprendido.

Te recomendamos concentrarte desde el inicio de clase para que puedas llevar la continuidad de la explicación del docente y solicitar las aclaratorias oportunas cuando tengas cualquier duda.

6. Motívate para aprender más efectivamente

Muchas veces, el problema de la educación es la motivación, más no el contenido del tema ni el tipo de institución.

Si el docente está pendiente de su grupo, dando indicaciones y pautas, chequeando los avances y progresos, motivando el estudio y el diálogo, se obtendrá el resultado deseado.

Pero tú como estudiante debes estar dispuesto a participar y aprender, poniendo interés y dedicación para esto.

Recuerda que el docente puede asumir que los estudiantes entendieron, o que están realizando el trabajo. Debes demostrar al docente que estás atento a su clase con tu participación.

Conclusiones

Aunque el concepto de aprendizaje híbrido tiene poco tiempo en uso, así como muchas de las herramientas del mismo, debes mantener el interés y tu motivación en cada clase.

El uso de herramientas como pizarras digitales, exámenes autocorregibles, encuestas, blogs y foros de debate en sitios webs, son muy útiles para que puedas aumentar  y mejorar tu aprendizaje.

Recuerda que el ritmo de aprendizaje de cada estudiante es variado, así que explota tus capacidades y trata de utilizar los recursos que tengas disponibles y que te permitan ser más ágil y dinámico.

Y sobre todo, utilizar el tiempo libre de este aprendizaje híbrido para participar de forma grupal en el aula de clases.

Si quieres mejorar tu perfil profesional, te recomendamos nuestros cursos de formación continua:

Ver cursos de formación continua